Como matar un arbol

SOLUCIÓN EFECTIVA Y DURADERA 100% A TU PROBLEMA DE PLAGAS. 

CONTACTA CON LOS MEJORES EXPERTOS Y RECIBE PRESUPUESTO SIN COMPROMISO DE FORMA INMEDIATA

Solicita Presupuesto

    Remedios caseros para secar un árbol

    Uno de los elementos más importantes para nuestra vida es un árbol, sin embargo, existen situaciones en los que se es necesario secarlos.

    Una de las situaciones por las que se es necesario secarlo, es porque se encuentra en una zona territorial rural, en el que no se ve estéticamente bien. También puede pasar porque de alguna u otra forma, la forma del árbol en algún movimiento podría dañar alguna estructura.

    Para evitar encontrarse en situaciones gravemente afectadas, es mejor recurrir a diversas formas para secar un árbol.

    Como eliminar la raíz de un árbol

    Por suerte, existen diversas formas para eliminar los arboles desde la raíz.

    Para comenzar, podemos evitar que tome sol tapándolo con un periódico o que le caiga agua. De esta forma, lentamente él perderá vida y hojas. Además, es bastante probable que el árbol vaya soltando sus  pequeñas ramas por sí solo.

    Por su parte, también puedes excavar el suelo para determinar la profundidad de las raíces y luego irlas cortando.

    Si quieres ir secando con herbicida para luego cortar con mayor facilidad, el vinagre blanco puede serte de gran ayuda. Solo debes aplicarlo en cada raíz o corte que realices.

    Veneno para árboles

    Los venenos para eliminar un árbol los puedes tener al alcance de la mano y no lo sabias. Aquí te dejaremos algunos de ellos:

    • Vinagre
    • Limón.
    • Jabón para lavar platos.
    • Sal
    • Clavos de cobre.
    • Gasolina
    • Periódico.
    • Agua caliente.

    Desde el  artículo de hogar o de alimento más simple, hasta algunas herramientas que todos tenemos en casa, nos pueden servir para acabar con un árbol.

    Si tienes algunos de los venenos anteriores a la mano, con tan solo una mezcla de vinagre, limón, jabón para lavar y un poco de sal, puede ser lo suficientemente legal para acabar con el árbol.